De las películas gratuitas a las películas de paga

En la actualidad y gracias a la tecnología, existen diferentes maneras de ver películas y series de televisión en tu propia casa, a través del ordenador o si prefiere, desde el mismo televisor.

Por supuesto que muchos de estos sitios que ofrecen películas por redes son gratuitas y usted puede disfrutar con la mayor tranquilidad de este sano entretenimiento.

Pero en este espacio me voy a enfocar sobre las legislaciones que existen respecto a la exhibición de cintas que están protegidas por el derechos de autor.
Se sabe muy bien que la obra individual o empresarial esta protegida por legislaciones de distintos países y muchas veces se tiene que invertir mucho dinero, para que las compañías ofrezcan el servicio a bajo costo.

Años atrás lo que hacían las productoras era alquilar su película en formato DVD original, casas como Movie Center ofrecían el servicio de alquiler de películas. Pero con la llegada del internet, la comunicación virtual y los bancos de información, el alquiler de películas a quedado en el olvido.

Lo cierto es que uno puede aprovechar o ver las películas en linea, en muchos portales de internet, pero debemos ser conscientes que muchas de estas películas no tienen el permiso de exhibición y muchas veces las páginas contienen algún elemento no deseado para sustraer información.

Por supuesto que existen páginas que ofrecen películas online de alta calidad y por otro lado tenemos las películas que podemos verlas pagando. Un ejemplo de ello es la super multinacional , que de a pocos vienen copando el mercado con un gran sector de clientes a nivel global.

Esta multinacional invierte en una cantidad inagotable de películas mensuales para que desde la comodidad de su sillón y pagando una cuota mensual usted pueda disfrutar de estas películas.
Este servicio se paga mensualmente y por suscripción. Muchas de las películas que manejan son estrenos del año y también películas antiguas de gran renombre.

Esta en nosotros poder escoger que tipo de servicio usaremos para disfrutar de películas en casa. No siempre lo que se te ofrece gratuitamente va a servir para tener una diversión adecuada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *